Si se parece a algo es una libre designación, en la que existe la discutible costumbre de dar preferencia a los altos cargos. Le eligieron a él para tenerle contento porque tuvo que dimitir y es de los suyos, no porque tu currículum fuese el mejor (realmente lo era?). La mentira es un demérito suficiente para negarle ese retiro dorado.

Así por ejemplo, puede que el nombre Safilo no le suene a nadie, pero qué tal si decimos Gucci, Dior, Hugo Boss o Carrera, marcas de las que produce gafas esta compaía italiana. Lo mismo pasa con Marcolin, empresa asentada también en Italia, que manufactura los lentes de la lujosa Mont Blanc, Guess y Diesel, por citar solo algunas. La estadounidense Marchon, por otra parte, produce Nike y Lacoste, entre otras..

La furia ciega y los planes vengativos del personaje interpretado por Robert Mitchum y Robert De Niro (“Ratita? dónde estás, ratita?”) en sus respectivas adaptaciones, es también lo que guía al antagonista de Quien pierde paga, Morris Bellamy. Ha pasado 35 aos en chirona, pero para Morris matar es como montar en bicicleta: nunca se olvida. Y en su búsqueda del cofre del tesoro, ése que contiene la producción literaria inédita de su tan admirado como odiado Rothstein, no se detendrá ante nada ni nadie.

Los celos entre hermanos, las famosas pelusas, tampoco ruedan por casa. Las únicas pelusas que tenemos son las que se generan por tener un perro y dos gatos en casa. Sí que ha pasado que uno de los dos reclame nuestra atención a su manera, siempre pacífica, cuando estamos con el otro..

“La protesta campesina durante la democracia sufrió la violenta represión de los organismos de seguridad del Estado y la criminalización de sus medios de expresión. Además de la prisión por el delito de invasión de inmueble ajeno, violentos desalojos, destrucción de viviendas y bases de supervivencia alimentaria, la acción represiva del Estado y de los propietarios implicó la eliminación física de activistas por parte de agentes del Estado y de civiles armados que habrían sido organizados por terratenientes que empezaron a operar en las zonas rurales”. El texto citado es parte del primer informe Chokokue.

They’re obstructionists. So I have people hundreds of people that we’re trying to get through. I mean, you have you see the backlog. El fútbol en esa época no era profesional. De hecho, estaba prohibido que los jugadores cobraran. Había casos curiosos, como por ejemplo el del anteriomente citado James Lang, que estaba contratado por el Sheffield Wednesday, pero de manera encubierta: su contrato era de oficinista en el club.

Leave a comment